Poses recién nacidos: 2 años de diferencia

Ya han pasado dos años desde que cogí un recién nacido en mis manos por primera vez para hacerle unas fotos, ese recién nacido era mi hijo. Tuve claro desde mi embarazo que quería hacerle unas fotos bonitas y creativas pero no encontré ningún fotógrafo en toda la región que se dedicase a esto asi que me decidí a hacérselas yo con mi primera réflex profesional que la tenía desde hacía menos de un mes. Le hice fotos durante varias mañanas y las de los dos primeros días las disparaba únicamente en JPG hasta que descubrí el RAW. No tenía ni idea de fotografía por eso casi todas las fotos están desenfocadas, con un mal punto de enfoque, con un ángulo a la luz que deja mucho que desear y del posicionamiento ya ni hablemos!

Me hubiese encantado dar en su día con un post así, seguramente os vendrá muy bien a los que estáis empezando(o eso espero), pero también pretendo que aquellos que no entienden de fotografía de recién nacidos valoren un poco más los pequeños detalles de este tipo de fotografía, ya que esto les puede ayudar a encontrar su fotógrafa de recién nacidos. No vale dejar al bebé medianamente colocado, es decir, dejado de cualquier manera encima del puf, ponerle un gorrito o meterlo en un cesto y “mira que foto más mona”… NO! Cada foto que hago de recién nacido, cada pose, lleva un trabajo enorme detrás, muchísima paciencia, tacto y sobre todo SEGURIDAD!

En este post hay 5 fotos de mi hijo y debajo otras 5 fotos de las últimas sesiones que he publicado en Facebook con poses idénticas, lo único que varía entre ellas es que las de 2011 son un saco lleno de errores y las de 2013 son correctas, explicando debajo de cada una de ellas el porqué.

Los recién nacidos tienden a ser cabezones y si  no los colocas con un buen ángulo a luz lo parecerán más! Fíjate en estas dos fotos, la parte de la cara con más luz tiene que ser el lado más pequeño. Sólo hubiese tenido que girar un poquito el puf y colocar la cabeza hacía el otro lado.

Como os comentaba antes no vale dejar al bebé de cualquier manera. Por favor, observar estas dos fotos. La cabeza de mi hijo está metida hacía dentro no apreciandose bien su carita, por lo tanto la mano de abajo no hace una bonita función y la mano derecha… Que hace esa mano derecha así?? Parece que está enfadado y está pegando un puñetazo! Sus piernas tampoco están bonitas colocadas. Ahora mirar la foto de 2013 de Alejandro, notáis la diferencia?? Una pose no está trabajada y la otra súper trabajada!

En esta falla la luz, nunca debe entrar por los pies como en la primera foto. Solo tendría que haber girado el cesto y su cabecita hacía el otro lado para que no se le viese tan grande.

Aquí la pose habla por si sola… El puño de mi hijo debería estar debajo de su barbilla y con la palma extendida que al 98% de los recién nacidos no cuesta nada abriselo. Hace que su cara se le vea amontonada y parece que no está ni cómodo. A Marta me costó colocarla pero con paciencia conseguí la foto que quería. Giré el cesto hasta que conseguí la luz que quería en su cara.

Bueno y esta pose ya… Jajaja! No os hacéis una idea de la satisfacción que da mirar hacía atrás y ver tanta mejoría. De la primera foto está todo mal! Su mano debería estar debajo de su cara, su cabeza haberla girado un pelín y haber chafado un poco el relleno para que no tapase su carita. Tendría que haber empujado un poquito sus piernas hacía dentro y haber cerrado su boca! Si hubiese trabajado más la pose habría conseguido una foto como la segunda.

sin comentarios
Comentario

Tu e-mail nunca será publicado o compartido. Los campos obligatorios están marcados *

Menu