María, 8 días – Fotografía de recién nacidos

¡Ay madre lo que me costó dormirla! Como se puede llegar a complicar una sesión de recién nacido si el bebé decide no dormirse. Fueron poco más de 5 horas de sesión en la que recuerdo perfectamente como casi me quedo sin lumbares.

Su mamá y yo somos amigas desde el instituto y hablamos de esta sesión mucho antes de que ella estuviera embarazada, así que imaginaos las ganas que teníamos las dos de hacer estas fotos!

Al final durmió (y mucho) y yo pude disfrutar haciendo mi trabajo. Os dejo una pequeña muestra de su sesión:

sin comentarios
Comentario

Tu e-mail nunca será publicado o compartido. Los campos obligatorios están marcados *

Menu